INFORMATIVO ZONA NORTE (www.papantlaenlanoticia.com): Los síntomas del coronavirus pueden durar semanas aun en los casos leves, según estudio preliminar

ANUNCIO:

Buscar este blog

viernes, 12 de junio de 2020

Los síntomas del coronavirus pueden durar semanas aun en los casos leves, según estudio preliminar



Los síntomas del COVID-19 pueden durar semanas en pacientes que no requieren tratamiento hospitalario, de acuerdo con un estudio preliminar.
En un grupo de 272 pacientes con COVID-19, 41 por ciento presentaba tos tres semanas después de que iniciaron los síntomas, 24 por ciento presentaba sofocación al esforzarse y 23 por ciento carecía de olfato y gusto. Otro 23 por ciento tenía congestión en los senos nasales y una quinta parte presentaba dolor de cabeza.
Los autores del estudio escribieron: “Los síntomas del COVID-19 agudo frecuentemente duran más que el periodo mínimo de aislamiento, y los pacientes y profesionales de la salud deben saber que la resolución de los síntomas podría ser gradual”. 

A los participantes se les diagnosticó la enfermedad provocada por el coronavirus mediante un exudado faríngeo. Recibieron tratamiento en la Clínica Virtual para el Manejo de Pacientes Externos de COVID-19 en Atlanta, Georgia, que se comunica con los pacientes que están en casa hasta que sus síntomas mejoran. Los pacientes fueron atendidos en la clínica en los primeros 10 días del inicio de sus síntomas y en los primeros cinco días después de hacerse la prueba del coronavirus.
Los investigadores analizaron datos de pacientes que recibieron seguimiento por parte de los trabajadores de la salud durante un promedio de 20 días para preguntar si tenían ciertos síntomas. Las llamadas se realizaron cada 12 a 48 horas, según la gravedad de los síntomas de los pacientes.
Los síntomas más comunes fueron tos, dolor de cabeza, pérdida del olfato o del gusto, congestión de los senos nasales y dolor corporal. Unos cuantos pacientes presentaron síntomas gastrointestinales, los cuales también podían persistir durante un periodo relativamente largo, y 10 por ciento de ellos padecieron diarrea durante las tres semanas que recibieron seguimiento.

Los autores reconocen que su estudio tiene varias limitaciones, como el hecho de que los datos sobre la fiebre podrían ser incompletos, pues se les preguntó a los pacientes si tenían “fiebre en ese momento”.
Los investigadores escribieron que “destaca la persistencia de síntomas que podrían interferir con las actividades cotidianas, como la sofocación al realizar esfuerzos”.
Los resultados fueron publicados en el sitio web de trabajos pendientes de revisión por pares medRxiv, lo que significa que no ha sido sometido al riguroso proceso que se requiere para ser publicado en revistas científicas. La publicación de estudios de esta manera permite que los científicos inicien un debate sobre un tema determinado, y son particularmente útiles en tiempos de rápido movimiento como una pandemia. 
Varios expertos que no participaron en el estudio señalan que el mismo es interesante debido a que arroja luces sobre cuánto tiempo pueden durar los síntomas.
El Dr. Joshua Barocas, profesor adjunto de medicina de la Facultad de Medicina de la Universidad de Boston y del Centro Médico de Boston, declaró a Newsweek vía correo electrónico: “A partir de este estudio, podemos ver que los síntomas que podrían ser preocupantes pueden durar durante al menos tres semanas, y probablemente más. Esto ayuda a los médicos a establecer expectativas con los pacientes. No se trata de una enfermedad que ‘simplemente se desvanece'”.

Barocas señaló que, aunque había visto a pacientes de manera anecdótica con síntomas gastrointestinales, le sorprendió la “persistencia” de los síntomas en el grupo de estudio.
Los hallazgos fueron limitados, señala Barocas, debido a que provienen de un solo centro, además de que no está claro si también recibieron algún tratamiento para sus síntomas, ya sea prescrito o sin receta médica, lo cual pudo haber sesgado los resultados.
“Además, aún no sabemos durante cuánto tiempo estos pacientes portaron el virus y durante cuánto tiempo fueron realmente infecciosos. Esta es una pieza clave que falta en este momento en las publicaciones médicas”. 

Stephen Durham, catedrático de alergias y medicina respiratoria del Colegio Imperial de Londres, declaró a Newsweek que, además de confirmar que la tos, el dolor de cabeza y la falta de olfato son comunes en los pacientes con COVID-19 y que el coronavirus ataca a muchos sistemas corporales, el artículo también hace notar que la congestión de los senos nasales es un posible síntoma, el cual no se ha reportado en muchos casos.
Durham señaló que el estudio también indica que la pérdida del olfato es un factor importante que diferencia al COVID-19 de otros padecimientos, por ejemplo, la influenza.
Haciendo eco de los autores del estudio, Durham señaló que es probable que la fiebre haya sido subestimada en el artículo. Es importante pedir a los pacientes que registren su temperatura, dijo.
En el estudio tampoco se indica si las personas con síntomas aún podrían ser portadoras del virus, ya que a los pacientes no se les practicó una prueba repetida mediante exudado faríngeo. “Esto es algo desafortunado, pues pudo haber indicado la duración necesaria de la cuarentena en relación con los síntomas persistentes”, señaló Durham.

No hay comentarios: